Caterine Ibarguen dio por finalizada a su carrera deportiva

Totus Noticias
4 Min Lectura

Caterine Ibarguen siempre será recordada en Colombia y el mundo como una de las mejores atletas del triple salto. La ganadora de dos medallas olímpicas y dos Liga Diamante hizo oficial, en medio de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, el fin de su carrera deportiva.

“La saltadora colombiana Caterine Ibargüen ha anunciado su retirada. Tras su participación en los Juegos Olímpicos de Tokio-2020, donde se clasificó para la final del triple salto femenino, Ibargüen decidió que los Juegos en Japón serían los últimos”, se explica en el inicio del texto”, dice un comunicado expedido por la agencia Jos Hermens, quien representa a la deportista.

Caterine Ibarguen tuvo una destacada carrera desde sus inicios en los campeonatos junior. Su primer título se dio en el campeonato sudamericano del 2001 que se realizó en Santa Fe, Argentina donde ganó la medalla de oro en la prueba de Salto de Altura con una marca de 1.77 metros. Este mismo año logró el oro en los Juegos Bolivarianos en la misma prueba pero con un registro de 1.79 metros.

La primera medalla de oro en la prueba de Salto Triple para la nacida en Turbo, Antioquia fue en el Campeonato Mundial Junior de Atletismo. La ciudad de Guayaquil fue testigo del inicio de una exitosa carrera, en esta prueba marcó 13.05 metros para quedarse con el primer lugar. Allí también se colgó el oro en la prueba de Salto de Altura con una marca de 1.80, nuevamente imponiendo su mejor registro.

La primera participación en unos Juegos Olímpicos para Caterine fue en el 2004 en las justas organizadas por la ciudad de Atenas en Grecia. Allí la deportista representó al país en la prueba de Salto Alto con apenas 20 años, su puesto fue el 16 con una marca de 1.88 metros.

Caterine siguió sobresaliendo con sus resultados en los mundiales de atletismo y eventos del ciclo olímpico para un 5 de agosto lograr un hito en la historia del deporte colombiano. Fue en los Juegos Olímpicos de Londres 2012 donde en la prueba de Triple Salto superó en el último intento a la ucraniana Olha Saladuja para colgarse su primera medalla olímpica, fue de plata tras un registro de 14.80 metros.

La atleta colombiana, que consoló a Yuberjen Martínez luego de su polémica eliminación de los Olímpicos, se despidió por lo tanto de la competición el pasado domingo en la final del triple salto de los Juegos de Tokio, donde apenas pudo ser décima con 14,25 metros, lejos de su mejor marca personal, los 15,31 metros a los que llegó en Mónaco en 2014.

A partir de entonces, Ibarguen dominó en todo evento la prueba de Salto Triple, revalidando su buen momento en los campeonatos mundiales de 2013 y 2015 donde fue la campeona. Esto le permitió llegar como gran favorita a los Juegos Olímpicos de Río 2016. Como era costumbre, no decepcionó y se colgó la medalla de oro con un salto de 15.17 metros.

Estas brillantes actuaciones y destacada continuidad en el atletismo la hizo merecedora en el 2018 de uno de los títulos más importantes de su carrera, la de Mejor Atleta del Mundo. Esta distinción fue otorgada por la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo.

En sus redes sociales, Caterine Ibarguen dejó lo que parecía un mensaje de despedida tras su actuación en la final de Triple Salto de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. “Hoy soy más de lo que un día soñé. A Dios las gracias Y a todos ustedes gracias por ese amor.

Estoy muy feliz por las oportunidades que me dio la vida para demostrar que es posible hacer realidad los sueños. Un capítulo termina hoy, pero una gran historia continua y de la mejor forma”.

Caterine Ibarguen

Cuadro de comentarios de Facebook
Comparte este artículo