¿Qué pasa con la programación oficial de la Feria de las Flores en Medellín?

Totus Noticias
5 Min Lectura

Para esta Feria de las Flores todo ha sido un alboroto en Medellín, al parecer el empresario Fernando Dussan no logró que el “comité” que montó la Alcaldía de Medellín para decidir qué conciertos y bajo cuáles condiciones se realizan en Medellín, lo beneficiaran. Y es que en un inicio incluso le habían dejado el estadio para un evento, pasando por encima de otro, pero igualmente no le ayudaron para vender sus boletas.

A Dussan, quien según el empresario Ricardo Leyva recibió la bendición de la Alcaldía para cobrarle $900 millones a cambio de “prestarle” el estadio Atanasio Girardot, se le desbarató el concierto con el que, justamente, dejo Leyva son lugar y le tocó llevar su espectáculo de salsa para el Polideportivo Sur. La conclusión: la que perdió fue la ciudad de Medellín.

El que sería uno de los espectáculos más importantes, fue cancelado el sábado pasado, se trata de “Pa Medallo”, esto porque según dijeron, por el poco movimiento de la boletería para ver a Paulina Rubio, Ivy Queen, Farruko, Christian Nodal, Hebert Vargas y otros artistas. El evento se iba a realizar el 29 de julio en el estadio Atanasio Girardot y fue promocionado con toda pompa como el concierto inaugural de la Feria de las Flores, o sea que ya no habrá inauguración.

Pero este no es solo un evento cancelado y ya, lo cierto es que parece que ocurre algo en el negocio del entretenimiento, tal como lo denunció EL COLOMBIANO el pasado 24 de junio, el favorecimiento a Dussan para que hiciera su concierto en el Atanasio Girardot mostró la realidad detrás de los shows en Medellín.

Te gustaría leer también:  Malestar en la Junta de ISA por filtraciones de proceso de elección de Presidente

El empresario Leyva contó en aquel momento que el 18 de enero de este año el secretario de Gobierno, Juan Pablo Ramírez, le dio el visto bueno para realizar en el Atanasio el concierto “Viva la salsa” con un cartel de lujo conformado por Rubén Blades, Óscar de León, Niche, los hermanos Lebrón, la Sonora Ponceña y Maelo Ruiz.

Era un evento para 40.000 espectadores que calculaba una taquilla de $5.000 millones, es decir, $500 millones para la ciudad por impuestos más la oportunidad del comercio de hacerse su agosto. En esa reunión, según el relato, Ramírez pidió 10 palcos y 2.000 boletas a cambio de patrocinio oficial.

Comunicado de la cancelación del concierto.

Foto: Instagram @feriadelasfloresmedellin2023

A pesar de estar todo negociado y de que le llegara la carta de la Alcaldía con la confirmación del evento, 45 días después le avisaron que no se lo prestarían porque previamente ya lo tenía reservado Dussan para el 29 de julio. Dijo Leyva que de la Alcaldía lo mandaron a arreglar con Dussan a ver si podían compartir montaje, pero este de entrada le pidió $900 millones en efectivo.

Fue ahí cuando Leyva y su socio John Sepúlveda tocaron la puerta en Envigado y ahora, aunque tuvieron que bajar el aforo a 20.000 espectadores, tienen prácticamente asegurado el lleno el 28 de julio pues ya tienen tres localidades agotadas. Y es que según el medio de comunicación El Colombiano, el alcalde Daniel Quintero decidió aferrarse a los conciertos de RBD y anunció fecha tras fecha, vendiendo la idea de Medellín como una plaza insaciable para estos espectáculos.

Te gustaría leer también:  Malestar en la Junta de ISA por filtraciones de proceso de elección de Presidente

Pero la realidad es que en la calle y en las redes la gente dice lo contrario. De hecho, casi de forma unánime la gente asegura que no es un buen momento para espectáculos masivos por los altos precios en los vuelos y la economía familiar todavía golpeada por la inflación.

Fuente consultada: Colombia.com

Cuadro de comentarios de Facebook
Comparte este artículo