Los chimpancés cobran venganza – Crónicas de Gardeazábal

2 Min Lectura

Por: Gustavo Álvarez Gardeazábal

Hace unas semanas, elevé mi enérgica protesta por el miserable asesinato con el que las fuerzas del orden dispararon a los dos chimpancés del parque zoológico Urcar de Pereira. Aparentemente, nadie se disgustó en esa ciudad porque les calificara de «pereiros» al tolerar semejante atropello.

Los días han pasado, y la fiscalía acaba de descubrirnos que el asesinato de Chita y Pancho el 23 de Julio hace parte de la campaña electoral en que están inmersos los pereiranos para elegir alcalde. La polarización a la que han llegado los partidarios de Michael Lopera y Mauricio Salazar fue no solo el combustible que propició semejante abuso, sino que ha servido para destapar la bellaquería con la que unos y otros quieren usar el fusilamiento de los chimpancés para resultar elegidos.

El parque donde estaban los animales es responsabilidad de la alcaldía, quien con el senador Gallo respaldan a Michael Lopera, su rival. Al día siguiente del crimen, salió a llorar públicamente y a acusar que todo fue un descuido de los empleados de la alcaldía que estaban ese día ocupados en un fiestón político de Michael. El senador Gallo arremetió contra la acusación, insinuando que había sido un acto doloso.

Ahora, la fiscalía ha develado pruebas que indican que se pudo tratar de un sabotaje con fines políticos. Aunque todavía no se sabe quién ordenó fusilarlos en tales condiciones, hoy por hoy, cada vez quedan menos pereiranos que vayan a votar por Michael o por Salazar. Ni corta ni perezosa, la tercera candidata, Marta Alati, una ingeniera que fue directora de planeación en la siempre alabada alcaldía de Juan Manuel Arango, ha surgido como una tromba.

Te gustaría leer también:  Malestar en la Junta de ISA por filtraciones de proceso de elección de Presidente

Parecería que en el mes que falta conseguirá que los candidatos de los chimpancés solo tengan los votos de los pereiros, y ella, como los caballos de carrera, gane de atropellada en la recta final. Sería la venganza de los chimpancés.

Cuadro de comentarios de Facebook
Comparte este artículo