InicioCienciaLa comida cruda para perros podría estar impulsando la propagación de superbacterias...

La comida cruda para perros podría estar impulsando la propagación de superbacterias peligrosas

George Dvorsky

La comida cruda para perros contiene cantidades alarmantes de bacterias resistentes a los antibióticos, lo que la convierte en un poco apreciado “riesgo para la salud pública internacional”, según una nueva investigación.

Los científicos, incluidos los de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, han desaconsejado la creciente tendencia de alimentar a las mascotas con alimentos crudos, citando el riesgo de propagar gérmenes como E. coli, Salmonella y Listeria. Una nueva investigación presentada en el Congreso Europeo de Microbiología Clínica y Enfermedades Infecciosas (ECCMID) destaca otro peligro que presenta la comida cruda para mascotas: la exposición a bacterias multirresistentes.

El equipo encontró niveles perturbadores de bacterias resistentes a los antibióticos en docenas de productos alimenticios para perros procedentes de supermercados y tiendas de mascotas en Portugal. Se descubrió que algunas de estas superbacterias eran las mismas que las documentadas en pacientes de hospitales europeos, lo que podría exponer la comida para perros como un “riesgo internacional para la salud pública”, como explica Ana Freitas, coautora del estudio e investigadora de la Universidad de Oporto en Portugal, dijo en un comunicado de prensa.

Las bacterias resistentes a los medicamentos son un riesgo significativo para la salud porque hacen que las infecciones y raspaduras menores sean mucho más peligrosas y, a veces, incluso potencialmente mortales. Las cifras proporcionadas por la Organización Mundial de la Salud muestran que, a nivel mundial, alrededor de 700.000 personas mueren cada año a causa de estas superbacterias, y es un problema que solo va a empeorar. La OMS estima que, para 2050, 10 millones de personas morirán cada año a causa de gérmenes resistentes a múltiples fármacos. De ahí la importancia de identificar la fuente de estos patógenos y encontrar formas de prevenir su propagación continua.

“Las dietas a base de carne cruda son cada vez más populares para alimentar a los perros, pero el alcance de las bacterias resistentes a los antimicrobianos en la comida cruda para perros rara vez se aborda a nivel mundial”, escribieron los científicos en una carta de investigación publicada por el CDC.

Para abordar esta laguna en el conocimiento, el equipo analizó 55 muestras de alimentos para perros procedentes de tiendas en Portugal. Estas muestras incluyeron 25 marcas internacionales y nacionales y se categorizaron como húmedas, secas, semihúmedas, golosinas y crudas congeladas, las últimas de las cuales incluían alimentos como pato, salmón, aves, cordero, ganso, carne de res y verduras.

De estas muestras, el 54% contenía trazas de enterococos. Esta bacteria está presente en los intestinos humanos y el tracto vaginal, y también en el suelo y el agua, pero puede “transmitirse de una persona a otra a través del contacto con superficies o equipos contaminados o de persona a persona, a menudo a través de manos contaminadas”, según el CDC.

Los enterococos son cada vez más tolerantes a los antibióticos, como vancomicina, teicoplanina y linezolid. En 2017, los enterococos resistentes a la vancomicina fueron responsables de alrededor de 54.500 infecciones y 5.400 muertes en los entornos de atención médica de EE.UU.

Toda la comida cruda para perros muestreada en el estudio contenía enterococos resistentes a múltiples fármacos, mientras que solo tres muestras no crudas contenían la bacteria. Se encontró que más del 40% de los enterococos eran resistentes a antibióticos comunes, como eritromicina y tetraciclina, así como a antibióticos de último recurso como vancomicina, teicoplanina y linezolid.

Otro equipo de Portugal presentó pruebas en la misma reunión que muestran que el gen mcr-1, que ayuda a las bacterias a resistir los antibióticos, se transmite entre los humanos y sus mascotas. Este artículo de investigación, que aún debe enviarse a una revista científica, presenta un “escenario de pesadilla” en el que mcr-1 se “combina con bacterias que ya son resistentes a los medicamentos para crear una infección verdaderamente intratable”, según un comunicado de prensa.

Los investigadores dvierten que la comida cruda para perros podría ser un vehículo emergente de transmisión de resistencia a los antibióticos, y eso se debe a que este tipo de comida consta de muchos ingredientes crudos tomados de diferentes fuentes, incluidos los animales de ganado que participan en la agricultura intensiva, escriben. “Las autoridades europeas deben crear conciencia sobre los riesgos potenciales para la salud al alimentar a las mascotas con dietas crudas y se debe revisar la fabricación de alimentos para perros, incluida la selección de ingredientes y las prácticas de higiene”.

En cuanto a los dueños de perros, deben lavarse las manos con agua y jabón inmediatamente después de manipular comida para mascotas y después de recoger caca de perro.

Buen consejo. Y mejor aún, deje de alimentar a sus mascotas con carne cruda.

 es.gizmodo.com

spot_img
Siguenos en Redes Sociales
11,808FansMe gusta
3,223SeguidoresSeguir
656SeguidoresSeguir
2,430suscriptoresSuscribirte
Articulos Relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here