La efectiva y oportuna respuesta de EPS Sura a la crisis en el sector salud que generó la pandemia del covid-19 no nació como una reacción aislada, fue el resultado de 12 años de gestión de su gerente general.

Gabriel Mesa Nicholls y su equipo de trabajo, impusieron un estilo y una forma de hacer las cosas que llevaron a la compañía no solo a crecer en servicios, afiliados y rendimientos económicos, sino que se consolidó como una de las entidades prestadoras de servicios de salud con los niveles de atención y servicio más elevados del país.

El trato humano, la eficiencia en los procesos y en la atención, la transformación digital y la expansión a otras ciudades y regiones fueron los pilares de una gestión que hoy es destacada.

En materia de cifras, EPS Sura presentó en 2020 un crecimiento de 506.652 afiliados nuevos en el Plan Básico de Salud (395.565 en el régimen contributivo y 111.087 en el subsidiado). Además, en el Plan de Atención Complementaria logró un crecimiento de 224.222 usuarios (21,2% más frente a 2019).

Sin importar las circunstancias de la pandemia, continuó con su expansión tanto en servicios como en cubrimiento. También abrió sedes en Tunja, Popayán y Santa Marta y en julio lanzó la solución de PAC 60 más, diseñada para la población entre 60 y 79 años; la cual finalizó el año con 3.509 afiliados.

Además, implementó la línea exclusiva de atención telefónica a poblaciones vulnerables que recibió 502.089 llamadas y fortaleció el modelo para la atención en el nivel básico con la inclusión de atención domiciliaria a poblaciones vulnerables.

Otro logro fue la transformación del modelo operativo, a través de la virtualización de varios procesos que permitió aumentar su capacidad de atención. En la red de IPS básicas se implementó en 100% y se aumentó la oferta de atención virtual. Se realizaron 7.915.000 consultas virtuales y de telemedicina.

EPS Sura no solo se anticipó a la pandemia, sino que supo reaccionar con eficiencia al adecuar el primer laboratorio privado que empezó con pruebas en marzo.

Con la prioridad de salvar vidas, creó protocolos con modelos de atención a la enfermedad que les permitieron atender de manera temprana los casos.

La creación de su modelo

Complementariamente, implementaron un modelo de Unidades de Cuidados Respiratorios Intermedios para evitar ingresos innecesarios a UCI. Este modelo pionero está dirigido a pacientes que requieren un monitoreo especializado, pero cuya severidad no los hace candidatos a una UCI. A diciembre se tenían 106 camas habilitadas y se atendieron 1.716 personas, evitando 1.346 hospitalizaciones en UCI.

Crearon un modelo de acompañamiento domiciliario para pacientes contagiados con educación, automonitoreo, terapia respiratoria y oxigenoterapia, para el cual entregaron kits a 100.657 pacientes a nivel nacional, donde 90% fueron dados de alta por la mejoría en su evolución clínica y 3% fue manejado con oxígeno en casa.

Commentarios

0 commentarios