El presidente de Asobares señaló que cerrar los establecimientos a media noche podría convertirse en una “medida catastrófica”.

Tras el anuncio del ministro de Salud, Fernando Ruiz, sobre la posibilidad de que, en algunos municipios o ciudades, los establecimientos nocturnos tengan que cerrar sus negocios desde la media noche desde el próximo 17 de noviembre, Asobares insiste en que esta medida aún no está confirmada y solo se trata de una declaración no formal.

“No es una medida en firme y mucho menos un decreto. Si dicho anuncio llega a ser cierto, sería una medida catastrófica para un sector que apenas está reabriendo. Que sean los territorios y esos comités de reactivación económica y las alcaldías quienes decidan eso, generalizar y hacer una propuesta desde de lo nacional, desconocería que hay zonas que tienen dinámicas diferentes en temas de contagio”, dijo Camilo Ospina, presidente de Asobares.

“La mayoría de los empresarios está cumpliendo y el foco está en otro lado y no en los establecimientos. Generalizar está política a nivel de horarios puede llevar a un debate jurídico porque son los gobernadores y alcaldes quienes por ley tienen esa competencia. Estamos apenas con un 40% de los municipios activados, un promedio de 35% de las nóminas han sido activadas, esto sería una gota que rebosaría la copa para aumentar esa crisis social y económica”, agregó.

El presidente de Asobares afirmó que han sido uno de los últimos sectores en reactivarse y que las aperturas totales todavía están en pruebas piloto y son 250 mil personas que dependen de esta actividad en la que generan 2.4 billones de pesos en impuesto al consumo.

Tomado de: Bluradio.com

Commentarios

0 commentarios